Mostrando entradas con la etiqueta #becaria. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta #becaria. Mostrar todas las entradas

lunes, 24 de julio de 2017

Día 16: Espacio vital

Lamentablemente el espacio vital de uno y de sus cosas es limitado, por lo que no vas a tener más más remedio que elegir qué cosas metes, porque todo lo que quieres no te va a caber. 

Y es mejor que ese poco sea bonito. Aunque sólo lo veas tú. O precisamente porque sólo lo ves tú. ¿Los demás merecen más que tú ver tus cosas bonitas? Ya te lo digo yo, no.

Y con esta pincelada de sabiduría, podemos empezar la semana

La becaria MG

jueves, 13 de julio de 2017

Día 8: La practicidad

Ser práctico. Se supone que es una cosa muy horrorosa. El mensaje wonderfulio reinante va totalmente en contra de la practicidad. Déjate llevar por el corazón. No pienses, salta. Si quieres, puedes. BlablablablaBLABLABLA. QUE ME DEJES VIVIR.

Y claro, durante muchos años de tu vida, te lo crees. Crees que esa es la manera correcta de vivir, todo a tope, máxima pasión hasta para coger el autobús...y lo que pasa es que piensas madre mía, qué desajuste vital tengo con el mundo.

Y es que confundimos. Ser práctico no es no apasionarte por las cosas, no es no tener sentimientos ni es funcionar como un robot. Es meterle cerebro a tu vida, a veces simplificando hasta el disparate más absoluto.

Desde que me acuerdo mi objetivo vital prioritario respecto a los demás es que no me toquen excesivamente las narices, eso me ha llevado a ser responsable, sacar buenas notas cuando tocaba estudiar y ser una trabajadora creo que bastante válida cuando me ha tocado trabajar. Padres y jefes contentos, rubia contenta.

Nos pasamos la vida diciendo que la vida no es fácil, que las relaciones no son fáciles. Y a veces pienso que lo decimos desde nuestros dramas del primer mundo, y que la vida es tan fácil o tan complicada como tú la quieras hacer. Hay gente que le gusta el drama, tener relaciones muy tormentosas, con muchas broncas y sus respectivas reconciliaciones. ¿Eso es pasión? Quiero pensar que no. Y si es que sí, me vais borrando.

Así que, como además de práctica soy extremadamente generosa, os voy a dar algunos consejitos prácticos:

  • No os pintéis las uñas por la noche. No se secan bien y se arruinan con las sábanas (esto se lo dedico a mi Orugri).
  • Tened siempre muy claro con quién vais y en qué plan antes de viajar.
  • Dad la razón en los temas que os den igual y sobre todo ​a la gente que os dé igual.
  • Nunca presupongáis que porque vosotros sois de una manera el resto del mundo también lo es.
  • Haced siempre en primer lugar lo que menos os apetece hacer. Así no te pasas la tarde pensando "jo, tengo que planchar" mientras te amargas de antemano.
  • Todo lo no bonito se descarta. Entendemos bonito como un genérico de cosas buenas, que te hacen sentir bien y te aportan. También personas.
  • A la​ madre de uno se le dice siempre que sí. Luego ya veremos si hacemos sí o no. Pero decir, decimos que sí.
  • No se quiere a quien no te quiere. Es agotador, no sirve de nada y al final por lo menos uno acaba sufriendo.
  • Por la vida se va con tu buena educación y tu consideración por delante. Aunque pienses que no sirve. Sirve. 
  • Ante un "tú lo que tienes que hacer es..." se sonríe y se pone la mente en off. Garantizado al 90%.
  • Pensad. El corazón está muy bien y es imprescindible y fenomenal sentir las cosas​. Nada de eso es incompatible con la practicidad​. Pero pensad​, coño.​
  • Hidratación, limpieza y protección solar. Porque lo frívolo no está reñido con lo práctico.
La becaria MG.